viernes, 22 de septiembre de 2017

Juro por mis dos manos que leo las líneas que he escrito y no recuerdo cómo lo hice. A veces siento que las palabras me fueron dictadas por alguien que no conozco.
Hace pocos días, una mujer me llamó "catalizadora".

No hay comentarios:

Publicar un comentario