martes, 20 de junio de 2017

La ilusión que avanza y retrocede, las lágrimas devoradas se contraponen a los suspiros de esperanza recreada. Eso es tierno. Envidio profundamente a aquellos que pueden mantener la alegría y a quienes no albergan arrepentimientos. Estoy feliz porque voy a intentar algo más para dormir bien y que tal vez dé resultado.

No hay comentarios:

Publicar un comentario